Aunque ambiciosas, las ideas generadas durante la transferencia pueden ser incorporadas poco a poco en el futuro

Gracias a los varios talleres y discusiones que se realizaron de manera conjunta, comprendimos muchas ideas que hemos incorporado a otras actividades de CURE en el proyecto. La propuesta de CUCULA –un grupo de jóvenes e innovadores diseñadores y fabricantes de muebles de Berlín– fue adoptada por un grupo local de carpinteros y emprendedores sociales, que se reunieron para diseñar y fabricar muebles finos tipo “hágalo usted mismo” con una historia social detrás. La capacitación ya tuvo lugar y los primeros ejemplares de muebles y juguetes están por salir. Después, a partir de las discusiones sobre los linderos de Sangam Vihar, comenzamos un diálogo serio con el Equipo de Biodiversidad Aravali, situado en otra parte del lindero. Como resultado, el proyecto de restauración de una ladera contribuyó a limpiar una comunidad y, con ello, aseguró que las casas no se inundaran en esta temporada de monzón. Asimismo, el desagüe del asentamiento, que descendía cuesta abajo en forma de cascada, fue captado y tratado, de manera que el foso de caída es ahora más limpio y ecológico. Al parecer, en esta iniciativa tanto las comunidades como el Estado reconocieron los linderos físicos de su desarrollo. Finalmente, la idea de “permeabilidad” fue trasplantada al sitio de nuestro proyecto Noida como una alternativa a las vías 100 por ciento de concreto, con el objetivo de mantener la capacidad de recarga del agua y un acceso parejo.

[Dra. Renu Khosla, Centro para la Excelencia Urbana y Regional (CURE por sus siglas en inglés)]